Búsqueda
Comienza menú principal
Comienza contenido principal
Asociación Navarra de Diabetes (ANADI) C/ Curia, 8 bajo 31001 Pamplona (Navarra) Tel.948 207 704

Noticias

 No perder el control de la diabetes, ni siquiera en verano, previene problemas del corazón, el riñón o la vista

No perder el control de la diabetes, ni siquiera en verano, previene problemas del corazón, el riñón o la vista

30/07/2012

MADRID, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

   No perder el control de la diabetes, ni siquiera durante los meses de verano, previenen los problemas del corazón, el riñón o la vista, según se asegura en la campaña 'esDIABETES, TÓMATELA EN SERIO' que organizan Boehringer Ingelheim y Eli Lilly and Company.

   Por tanto, mantener la diabetes controlada es una garantía para evitar o retrasar la aparición de sus complicaciones, como la nefropatía diabética, que se estima que afecta hasta el 35 por ciento de la población con diabetes tipo 2 en España; las enfermedades cardiovasculares, que constituyen la principal causa de mortalidad asociada a la patología y son responsables del 65-75 por ciento de los casos; o la retinopatía diabética, una de las principales causas de ceguera que tiene una prevalencia del 40 por ciento.

   En este sentido, la campaña recuerda la importancia que tiene la alimentación en estas personas para que puedan optimizar los niveles de glucosa en sangre. "Subir unos dos kilos de peso puede ser frecuente para algunos pacientes en esta época del año. Algunas personas relajan y modifican parte de sus pautas de tratamiento, por ello pueden volver con unos niveles de glucemia más alterados", ha señalado la enfermera educadora en diabetes del Servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Clínico San Carlos (Madrid) y miembro de la Junta Directiva de Sociedad Española de Diabetes (SED), Mercedes Galindo.

   Los alimentos que deben controlarse en mayor medida son los ricos en carbohidratos --farináceos, pasta, sémola, harina, patatas, guisantes, habas, legumbres, arroz, pan, tostadas, cereales, bebidas azucaradas, zumos  fruta y leche--, ya que tienen un efecto directo sobre la glucemia.

   "Aun así, los hidratos de carbono deben mantenerse en la dieta de la persona con esta patología. Según la Asociación Americana de Diabetes, las personas con diabetes no deberían consumir menos de 13 raciones de carbohidratos al día --unos 130 gramos al día-- que deben repartirse en las 4/5 comidas diarias", ha señalado Galindo.

   En este sentido, la enfermera experta en diabetes ha recomendado a las personas que padecen diabetes no privarse de estos alimentos, pero sí compensarlos durante las comidas: "al mediodía se puede preparar un primer plato más contundente introduciendo pasta, arroz o legumbres, como alubias o lentejas. Estas últimas no es recomendable prepararlas habitualmente con abundante grasa saturada y cocinarlas con verduras y en esta época pueden resultar agradables tomarlas frías, en ensaladas. El segundo plato será más ligero. El pan, la fruta o la patata se pueden utilizar como comodín en los casos en que el plato tenga menos cantidad de carbohidratos de los necesarios".

HIDRATACIÓN Y ACTIVIDAD FÍSICA

   Asimismo, la experta aconseja beber más agua de la habitual durante esta época del año, ya que el calor y la humedad pueden provocar una vasodilatacion y por tanto la absorción de la glucosa también puede variar. "Sudoración, debilidad, temblores y sensación de cansancio son algunos síntomas de hipoglucemia que deberán tenerse en cuenta", ha recalcado.

   Por tanto, la intensidad de la actividad física deberá adaptarse a las condiciones de la época estival, y es necesario que haya un control de los niveles de glucemia tanto antes como después del ejercicio para evitar hipoglucemia. "Hay que tomar previamente carbohidratos en mayor o menor cantidad dependiendo de la intensidad y duración del ejercicio una pieza de fruta, un yogur o un pequeño bocadillo para compensar los niveles de glucosa. También puede complementarse la ingesta de agua con algún zumo natural, teniendo en cuenta que contienen fructosa y que harán subir la glucemia", ha aconsejado.

LA SALUD DE LOS PIES

   Para aquellas personas con diabetes que además tengan problemas vasculares o pie de riesgo, el cuidado de esta extremidad también toma protagonismo durante el verano. En general, se recomienda utilizar calzado cerrado y cómodo para evitar que se produzca alguna herida por el roce de una piedra u obstáculo del camino.

   "Los problemas neurológicos y vasculares provocan la pérdida de sensibilidad en los pies y, si se produce alguna herida que no se identifique a tiempo por no sentir dolor, puede derivar en una infección. Por ello, es conveniente revisar al final del día si se tiene alguna lesión con el objetivo de poder tratarla a tiempo", ha apuntado la experta.

   Por último, las recomendaciones de esta experta también se centran en el transporte de los medicamentos. En este sentido, ha recordado la necesidad de que se viaje con más fármacos de los necesarios, con los instrumentos de medición de la glucemia capilar y las tiras reactivas en el equipaje de mano para evitar perdidas. En el caso de la insulina, la experta ha aconsejado controlar la temperatura a la que está expuesta, aunque, ha apostillado, no es necesario transportarla en nevera si no se va a someter a frío o calor extremos.

Es aconsejable también llevar siempre alimentos o bebidas ricas en azúcares para poder tratar una hipoglucemia en caso que se produzca, o para poder improvisar o sustituir una comida --tostadas, galletas o fruta-- y evitar, así, saltarse los horarios habituales.

Otras noticias

Agosto2019

L M X J V S D
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 
       

Próxima actividad

Noticias breves

Gobierno de España - Ministerio de Industria, Turismo y Comercio
Zona banner
Asociación Navarra de Diabetes (ANADI) |C/ Curia, 8 bajo | 31001 Pamplona | Tel.948 207 704